Logo de la Diputación
 

Iglesia de San Vicente de Abando

Bilbao - Arquitectura religiosa - Santuarios

 

Créditos

Texto: Jose Ángel Barrio Loza Planos: Museo Diocesano de Bizkaia. Fotografías: Joseba del Villar

Horario

Mañanas:
10,30 a 13,00 h.
Tardes:
17,30 a 19,30 h

Localización

Calle San Vicente. En el Ensanche bilbaino, junto a los jardines de Albia.

Información

La rica anteiglesia de Abando debió de poseer un templo medieval que, incapaz de contener las sepulturas de los parroquianos, dejó paso al monumental edificio actual, en el que se empezó a trabajar a mediados del siglo XVI.

Cuando Bilbao absorbió esta anteiglesia se enriqueció con una verdadera joya de la arquitectura religiosa renacentista: San Vicente Mártir, uno de los mejores ejemplos de iglesia columnaria del País Vasco. Recién restaurada, hoy constituye un importante elemento patrimonial.

Edificio

Construido fundamentalmente en sillería y mampuesto, el templo ocupa el entorno más noble de la antigua anteiglesia, presidiendo un espacio arbolado que hoy recuerdan los jardines de Albia.

La estructura del edificio, noble y grande, es de tres naves de cinco tramos, todos a la misma altura, definidos por altas columnas de sección redonda dotadas de capiteles clásicos, dóricos. Sobre ellos descansa la cubrición, arcos generatrices y nervaduras de la bóveda, toda ella uniforme y a la manera gótica, es decir de cuatro puntas con enriquecimiento de nervios en torno al polo, con nueve claves en total.

En su género de iglesia columnaria -caracterizada por una amplitud despejada, sin segregaciones, con bóvedas a igual altura apoyadas en columnas clásicas- San Vicente es ejemplar purísimo pues ni siquiera manifiesta espacio autónomo para la capilla mayor. Las segregaciones del primer tramo son del siglo XVII y la del Evangelio más reciente.

El sistema de luces es insuficiente por lo mezquino de las ventanas de medio punto molduradas y abiertas en parejas a los flancos de mediodía y norte, zonas, junto al testero, por donde se adosan a la iglesia edificios parroquiales más modernos.

Los accesos son dos. El de aspecto más antiguo es de tipología gótica tardía, con jambas y arquivoltas molduradas y apuntadas, y está orientado a mediodía, a un pasillo respetado por los edificios parroquiales que sitian el templo. El otro se ubica a los pies y forma parte de la fachada. Una gran hornacina entre dos machones que sirven de soporte a la moderna torre-espadaña acoge un sencillo ingreso en arco rebajado, apenas decorado con unos elementos figurados fantásticos. Encima lleva un encasamiento para una imagen de piedra de San Vicente Mártir y sobre su eje se diseña una ventana adintelada.

Como ya hemos comentado, poco antes de mediados del siglo XVI se empezó a trabajar en el templo, datándose con precisión la portalada, realizada en 1556 por la cuadrilla del maestro cantero Juan de la Peña.

Pero las obras iban lentas y en 1619, cuando se estaban construyendo las columnas y algunas bóvedas, se presupuestaban en 13.500 ducados los trabajos que aún quedaban. En 1650 Martín Ibañez de Zalbidea trabajaba en el techado del templo. Fue entonces, a mitad del siglo XVII, cuando particulares como los Basurto de Acha y Aparicio de Uribe compraron los derechos para levantar sus capillas privadas adosadas a la cabecera. La espadaña data de 1894 y su diseño es de José María Basterra.

Mobiliario

San Vicente de Abando cuenta con cinco retablos de madera dorada; el mayor de estilo neoclásico-isabelino fue diseñado por el arquitecto Juan Blas de Hormaeche en 1860; el resto, dispuestos simétricamente, datan del siglo XX.

En ninguno de ellos faltan esculturas de calidad como las de San Alfonso María Ligorio y San Gerardo, obra de Higinio Basterra, o el San José dispuesto en la cabecera, a la derecha. Hay también un excelente Cristo del escultor Julio Beobide (1926) en la capilla del flanco izquierdo y pinturas barrocas muy dignas en la sacristía.
© Bizkaikoa, F.E.E.P. · Mª Díaz de Haro kalea, 11 · Email: bizkaikoa@bizkaia.eus ·